lunes, 12 de diciembre de 2011

Un método peligroso


No pensaba dedicarle una entrada.Pero me he dado cuenta de dos cosas:una,que el cine no es sólo una afición(como me dijeron ayer),en algunos casos es casi un catalizador,una manera entender la vida e incluso vivirla.
Y otra: que una película no es sólo su metraje o las sensaciones o los pensamientos que nos produce durante su proyección,también es la polvoreda que levanta antes y después,los debates,las expectativas,las reflexiones que le suceden,el intercambio de impresiones,la impaciencia con la que la esperamos,la recreación e incluso la exaltación que hacemos al recordarla y al reseñarla,también la curiosidad que despertamos al abrir esa pequeña expectativa en otros que no la vieron todavía.
Y  es posible que esta película  me haya dado más satisfacciones más que durante,antes y sobre todo,después.



Tras esta pequeña introducción,influida sin duda,por una luna luminosa por la que casi cedí al peligro de sentirme como la pobre Justine del maldito Lars Von Trier,entro en materia con Cronemberg y su Método peligroso.

La película no tiene nada que ver con su filmografía anterior.Me gustaron de él "La mosca,"Promesas del Este" y "Una historia de violencia",pero ahora con "Un método peligroso"(2011) cambia completamente el registro.


Ambientada en la vieja Europa a caballo entre Austria y Suiza,nos centra en dos figuras emblemáticas de la psicología en los comienzos del psicoanálisis: Freud (Vigo Mortensen) y Jung (Michael Fassbender).




Freud ,padre del psicoanálisis como método innovador en la terapia con pacientes con trastornos mentales,se convierte en el mentor de Jung y mantienen una relación epistolar en la que ambos disertan y analizan los pormenores del método aplicados en distintos pacientes.Una de estas pacientes,es la rusa Sabina ( Keira Knightley),una mujer con graves problemas mentales que ingresa en la clínica regentada por Jung y con la que poco a poco,los límites rigurosamente impuestos entre terapeuta y paciente,se verán seriamente amanezados por  la atracción que surge entre ellos.



Jung,que es un hombre casado,tendrá que enfrentarse a las restricciones que su moral le dicta,luchar contra el deseo y unas emociones que van en contra de los convencionalismos sociales y en contra del código ético que marca la línea a no traspasar a fin de evitar las conocidas transferencias.



A la par que sigue tratando a Sabina,mantiene ese contacto con su mentor que está en Viena pero poco a poco,las diferencias entre ellos van ganando terreno a los puntos de coincidencia.
Uno de los motivos por los que se distancian sus posturas,es el grave peso que Freud concede al papel del sexo en la búsqueda de las causas y tratamiento de las psicosis que sufren sus pacientes, mientras que Jung es más proclive a contemplar además del sexo,otras dimensiones humanas que él explora a través de los sueños,la asociación de ideas.....etc....etc....


La relación entre Jung y Freud se va enfriando poco a poco y en medio de estas desavenencias epistolares precedidas por algún encuentro personal en el que se producía un puntual acercamiento,aparece otra figura singular,la del también terapeuta Otto (Vincent Cassel),un hombre con una moral mucho más relajada y libertina que está dispuesto a traspasar todos los límites.

A simple vista,la película tiene todos los ingredientes para conquistarnos desde el principio, y ojo,no me parece aburrida y sí interesante pero flaquea en mi opinión por una fría y esquemática narración.No suelo detenerme en hacer críticas desfavorables,pero me da rabia que ante un planteamiento tan jugoso,la película tan sobria,tan seria,tan academicista y contenida,adolezca de falta de alma y emoción y eso es algo,que en cine no perdono (tampoco en la vida en general)y menos con un punto de partida tan atractivo y seductor.


 Rescato eso sí,a nivel argumental la relación entre Jung y Sabina,como ejemplo de transgresión  y el contrapunto,tan necesario aquí como el aire,del personaje de Otto Gross,que incluso en medio de tanta sobriedad,es capaz de hacernos sonreír en algún momento puntual.
Me quedo especialmente con algunas frases suyas,pero en especial,con una:
"No pases por el oasis,sin detenerte a beber"....

33 comentarios:

daniel dijo...

He leido de mas criticas negativas que positivas y es sorprendente tratandose de Cronenberg. He disfrutado ampliamente con Una historia violenta y Promesas del este. Yo igual quiero ver ésta para salir de mis dudas; una reseña muy bien hecha Troyana. Un abrazo.

princesadehojalata dijo...

La escena de la barca es la más bonita de la peli :) Besos Troyana.

Mario dijo...

Muy interesante lo escrito, me gustó más eso último de lo racional y lo emotivo, el alma de una realización, en lo que coincido contigo, pero eso no deja de lado apreciar la rigurosidad, el alcance y la capacidad analítica de una obra, aunque también requiere de una gracia especial, siendo verdad que somos en esencia sentimientos y lo racional es aquello que tratamos de desarrollar, el arte es compenetración y para ello hay que romper la barrera de la distancia, sin embargo reducirlo todo al me gusta o no me gusta o me cayo bien o no me cayo bien es no apreciar el matiz de evolución que nos describe como civilización aunque por supuesto nadie nos obliga a nada. Frialdad no, pero en mi parecer tampoco simplificación a lo básico, apreciar solo lo extremo, el llorar, amar, enojarse, sino ver aquellas pequeñas características que hay que tener mayor consciencia para notarlas. Confieso que me interesa mucho la película y espero disfrutarla, sino, hay que decir que no es así y esperar algo mejor. No se va a acabar el mundo tampoco por manejar diferentes opiniones ya que todo se trata de convivencia y aceptación de la diferencia sino tendríamos que salir a la calle y encontrar a la gente que se nos parece y como se sabe lo que genera el amor es justamente que el otro nos complemente no que sea nuestra copia fiel, mientras exista educación que mejor departir bajo cada personalidad pero para ello parte de uno y no del resto. Besos.

Manderly dijo...

No puedo opinar porque no la he visto, y lo cierto es que no me atrae demasiado.
Pero respecto a tu pequeña introducción, creo que aunque una película nos guste menos o nos parezca quizás no tan interesante como para hablar de ella en el blog, en mi caso, al hacerlo se van descubriendo otros puntos de vista de otras personas en sus cometarios o incluso nuevas sujerencias o películas que desconocíamos por completo y esto puede hacer que veamos la película de otra manera.
No sé si me he explicado bien pero esta es una de las cosas que más me gusta de los blogs.
Saludos.

Troyana dijo...

Daniel,
muchas gracias por tus amables palabras.
Me alegro te haya gustado la entrada.
Yo también disfruté mucho de "Promesas del Este" y "una historia de violencia" pero francamente,aquí en un "Metodo peligroso" me esperaba más.
También es cierto,que me habían hablado tanto y tan bien,que llevaba unas expectativas más que elevadas.
No digo que no sea interesante o esté impecablemente realizada,pero del cine espero más,una sacudida no sólo mental,también visceral.
Un abrazo para ti!

Troyana dijo...

Princesa de hojalata!
cuanto tiempo!!!!!
¿dónde te metes??jo,se te echa de menos.
La escena de la barca es de las más bonitas es verdad,por eso no he querido que faltara en la selección de fotografías que acompaña al texto.
Besos!

Troyana dijo...

Mario,
el arte es subjetivo,es mente y emoción.Hay obras que tienen la capacidad de remover pensamientos y emoción,ésta en mi opinión, no.
Y es una pena,porque tenía como punto de partida todas las bazas para dejarnos deslumbrados no sólo con una exposición teórica impecable,bien interpretada,esquemática y analítica,sino además por ejemplo sacando mayor partido de las fricciones entre ambos titanes de la psicología: Freud o Jung o llevando al extremo el duelo entre mente-cuerpo,corazón-razón en el que se ve inmerso Jung ante la atracción irremediable que siente hacia Sabina.
Insisto,sin restarle ningún mérito de realización,esperaba mucho más.
No es que se acabe el mundo por discrepar o disentir,es que lo raro sería sistemáticamente coincidir,y más en un terreno tan subjetivo y personal como es el cine,donde nadie,puede sentar cátedra porque al final valora el espectador,con su cerebro y con su corazón,por mucha formación que pueda respaldarle.
Reitero que no resto ningún mérito a la película,tampoco al cine fantástico tipo "El señor de los anillos" o al wenster o el cine bélico,es sólo a mí,no me interesa.Nada más.
Por eso digo que la película es rigurosa,impecable,sobria,seria,analítica,con algún momento rescatable y seguro contará con infinidad de adeptos pero en general,a historias como ésta,yo personalmente,les pido más.
No intento tampoco convencer a nadie,no me va el proselitismo en ninguna dirección, ni ejercerlo yo ni tampoco que intenten ejercerlo sobre mí.Sólo intercambiar impresiones,que al fin y al cabo el cine no puede ser dogma si pasa inevitablemente por el filtro de la percepción.

Saludos!

Troyana dijo...

Manderly,
no me gusta hacer críticas desfavorables,lo encuentro una pérdida de tiempo.
Prefiero hablar y compartir sólo lo que disfruto.Y así es que veo mucho más cine del que reseño,ni puedo ni quiero dedicarle más tiempo a lo que no me llena,no me sacude,no me convence,sea por la razón que sea.

Además,dicen que el entusiasmo se contagia,no?por eso sólo posteo lo que disfruto,es un filtro personal.

Esta película me ha hecho pensar,pero no sentir,no al menos,en la medida que yo esperaba,pero he hecho una pequeña excepción con ella,porque antes y después de haberla visto,me ha hecho entrar en debates y conversaciones de las que sí he disfrutado mucho, y sólo por eso creo que merecía una mención a modo de agradecimiento.

Y sí,veo lo que dices,de que a través de los comentarios,te planteas nuevos puntos de vista,compartes más información,incluso te llegan referencias de otras películas,y eso es interesante y enriquecedor,pero hablamos de nuevo,del después,pues la proyección de alguna manera ya "habló".
Saludos!

Dona invisible dijo...

Sense haver vist la pel·li, pel que dius i he llegit, jo crec que val la pena veure-la per aquests plantejaments interessantíssims dels dos psciòlegs (filòsofs) i del tercer element que és el tal Otto.
Si la pel·li et fa pensar per a mi ja és motiu per anar-la a veure. Si et fa pensar, per a mi ja no és avorrida, una altra cosa és el que tu dius de les emocions, però potser el director se'n distancia d'aquesta manera? Quan la vegi (no sé quan), te'n dic el què.
Petonssss

Mario dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mario dijo...

Nada de proselitismo, tú puedes pensar lo que te da la gana y creo que nadie va a intentar convencerte ¿a razón de qué querer hacerlo? es solo una dialéctica en juego, cada quien expone lo que cree y escucha o no lo que le apetece pero presentas como es lógico argumentos si es un diálogo inteligente al menos, al final uno es totalmente libre, tu dices que le falta algo y para ti es suficiente, está perfecto, como dices es subjetividad al fin y al cabo y la propia convicción de lo que llevamos en el cerebro. Saludos!

Troyana dijo...

D.I.
no et negue que els plantejaments siguen interessants,els de Freud,els de Jung i els de Otto per descomptat i sí, la peli dona què pensar i això sempre es estimulant,però n´hi ha històries e històries i aquesta crec que es prestava també a despertar altres àmbits.
Per exemple,jo no espere lo mateix d´aquesta peli que del documental "Inside job" i aquesta segur que et fa què pensar.Si parlem d´impulsos, de desig,de repressions emocionals o sexuals,de traumes,de frustracions personals...crec que es fàcil esperar més de la pel.lícula,no creus??
si el director,intencionadament ha buscat eixa distància,es un aspecte que no se m´havia passat pel cap...
Bsts

Troyana dijo...

Mario,
....pues estamos de acuerdo entonces en eso de la libertad.
saludos!

Laura Uve dijo...

Como sabes la película me encantó y me llegó muy dentro, eso significa que para mi la narración no es fría, ni distante... mucho menos esquemática.
Podría aceptar que es contenida y seria ya que con un tema como el de las relaciones amorosas de Jung y Sabina se podría haber derivado hacia el espectáculo casi grosero sobre todo teniendo en cuenta la parte sadomaso.

¿Qué me ha gustado de la película?
En primer lugar el trasfondo histórico de una época que no es nada fácil de recoger por su complejidad y no ha cometido ni un solo error.
En segundo lugar el trasfondo del problema judío que emerge ya de forma sutil pero evidente y clara.
En tercer lugar la competencia intelectual, apasionada e intensa, entre dos figuras de la talla de Jung y Freud. Una polémica que me llamó mucho la atención y sobre la que leí mucho en los años de universidad.
Jung no considera que lo erótico-sexual sea tan relevante como afirma Freud pero curiosamente en su vida es clave y es la razón por la que no le puede ser fiel a su mujer que aunque reconociendo que es el pilar de su vida, necesita el "perfume" de sus amantes y del sexo apasionado (así lo dice en la peli).
La pasión la pone Sabina y la relación con Jung es fantásticamente intensa. Ella es más valiente que él y además es muy inteligente a pesar de su enfermedad.
Esa será su maldición: ser mujer, apasionada, valiente e inteligente. A pesar del valor de sus escritos sobre psicoanálisis, poco ha quedado de ella, alguna nota a pie de página.......... (eso es lo que he ido leyendo sobre ella a raíz de la película; no la conocía).

Salí de la película con el corazón acelerado, no sé si había luna llena el día que la vi... creo que lo puso todo la estupenda obra de Cronemberg y la excelente interpretación de los tres actores principales.

Me interesó menos Otto Gross en la película. Leí algo de él en esa época universitaria y fue una persona interesante que no queda recogida en la película. Desarrolló una temprana antipsiquiatría y fue defensor de la liberación sexual. Fue anarquista e intento conciliar la psicología con los planteamientos anarquistas sin acabar de lograrlo. Influyó más en escritores y novelistas (dadaistas alemanes, D.H.Lawrence...) que en el campo de la psiquiatría. Su contacto con las drogas hace que fuera leído por los posteriores seguidores de la contracultura.

Diría que la mayor parte de los oasis, de los que habla Gross, son espejismos...

Verdaderamente una película que da para debatir mucho porque seguiría (se me queda en el tintero la apasionante disputa entre Jung y Freud incluso a nivel personal)...

Me gustó "Promesas del Este" (no sé si recuerdas que la incluí en el meme que me enviaste...) aquella lucha en la sauna de Vigo Mortensen, no la olvido.

Bsts...

Juli Gan dijo...

Tengo cierto reparo sobre el tema de la peli. Será que el psicoanálisis siempre me resultó, por culpa de su padre, una diatriba de morfinómano reprimido sexual, pero tal y como la presentas, quizá rompa una lanza y todo (Cuidado con las astillas)

don vito andolina dijo...

Hola,preciosas letras van desnudando lentamente la pura y genuina belleza germinal de este precioso blog, si te va la palabra encadenada, la poesía, te invito al mio,será un placer,es,
http://ligerodeequipaje1875.blogspot.com/
gracias, buen día, besos entregados..

alex dijo...

Tengo pendiente reseñarla en breve. Ya lo hice en Facebook, telegráficamente y en tono jocoso, pero la película merece un análisis más profundo que aún no se ha dado en mi recuerdo. Me gustó más que a la mayoría de mis allegados. Aun así, fue una pequeña decepción por las altas expectativas que tenía puestas en ella. La historia real sobre la relación de Freud y Jung me atrae desde que siendo adolescente leí sobre ella. Desde entonces he ido uniendo piezas, y una de ellas me la ha proporcionado esta película a la que le falta aliento para adquirir una mayor consistencia. En realidad, analizada en la distancia que proporciona el tiempo, lo tiene todo. Ensamblando de modo disléxico, pero todo al fin y al cabo. Sin embargo algo no termina de funcionar para logar el prodigio. Ni con escenas tan hermosas como la de la barca, que bien cita mi princesa hojalatada, termina por convencer.

Besos, Troyana.

Troyana dijo...

Laura Uve,
estaba esperando este aporte tuyo como contrapartida....porque sabía que te había gustado y mucho....

Mira esto es como cuando te presentan a alguien sencillamente "perfecto" y por algún modo,tú encuentras que no,que le falta algo,que no te convence...pues eso...parecido aunque no igual...

La película tiene una factura impecable,bien interpretada,bien ambientada,con un toque biotopic novedoso y unas historias personales que secundan un buen marco argumental.
Sin embargo,ni conmigo ni con mi acompañante se produjo en ningún momento la empatía,la identificación siquiera parcial o puntual con ningún personaje ni con ninguna situación...y no digo que eso sea estrictamente necesario de forma sistemática,pero sentí que esa misma historia en manos de otro director o directora,hubiera dado un giro de 360ºy tal vez en ese caso,nos hubiera removido algo a un plano más visceral y menos racional.
Siempre nos quedará la duda....
Dar alma a una película no pasa necesariamente por caer en el exceso ni mucho menos en lo grosero, a veces se dice más con lo que se calla que con lo que se dice,y si no, que se lo pregunten a Sofia Coppola,por ponerte un ejemplo.
La contención no es el problema,el problema es la opacidad,la disociación con lo que se expone.
Si es intencionado o no,es otro debate.
En cuanto a Sabina,la verdad es que ahora que hablas de ella,me doy cuenta de que en mi reseña no le he hecho demasiada justicia al personaje.
Verdaderamente,es un ejemplo de superación,pues consigue el objetivo de llegar a ejercer la profesión a pesar de todos sus problemas mentales.
Bien dices: inteligente,valiente y coherente,mucho más que Jung,también es verdad,que ella no estaba casada ni tenía hijos,con lo cual,para ella también era más fácil.En cualquier caso,su personaje me gustó sobre todo,por lo que tiene de rompedora en algunas ocasiones y muy tenaz,observadora y perspicaz.No entiendo por qué a nivel histórico no se le ha dado el renombre que merece.Igual tú podrías enmendar aunque sea levemente ese error dedicándole una entrada desde tu blog,en ese apartado que dedicas a la esfera histórica donde las mujeres con cierto relieve pasan desapercibidas no sabemos muy bien por qué razón....
(es sólo una idea....eh,que conste que no sólo tú ibas a lanzar "tareas" a los demás....ja,ja,ja,ja,)

Por otra parte las razones por las que te gusta la película,son comprensibles.
No había reparado en ello,pero es cierta la paradoja de que Jung no considera el sexo como el epicentro de todas las causas a la hora del diagnóstico y el tratamiento en el psicoanálisis y sin embargo en su vida personal,es la razón que más quebraderos de cabeza le trae.
Añadiría además,que pasa casi todo lo contrario con Freud,ya que en la película se dice (creo que el genial Otto)que tiene esa fijación con el sexo,debido a lo poco que lo practica.Otra paradoja,en caso de ser cierta esa base,no crees??
Y hablando de Otto,después de tu valiosa aportación,aún me da más rabia que en la película no se recoja todas las dimensiones de un personaje tan interesante y con tantos filones de oro por explorar....
En cuanto a los oasis de los que habla Otto,yo no creo que fueran todos espejismos a juzgar por alguna tórrida escena que se gasta con alguna mujer del servicio de limpieza.....ja,ja,ja,ja,ja,....eso y otras experiencias que relata al perplejo Jung....

En relación a la fricción entre Jung y Freud,otro filón del que se podría haber extraído mucho más......

Y sí, recuerdo esa lucha de "Promesas del Este" a mí también me gustó,al igual que "Una historia de violencia" o "la mosca" en un registro radicalmente distinto.

Un abrazo y un placer debatir coincidiendo o no...

Troyana dijo...

Juli Gan,
me alegra haber despertado tu curiosidad,que conste que la peli a mí no me apasionó....más que nada por si después no te gusta y te ves tentada a clavarme una de esas astillas a mí ;)

Troyana dijo...

Don vito andolina,
gracias por tus palabras y tu visita,
bsts

Troyana dijo...

Alex,
qué bien lo explicas,coincido contigo en todo.
Falta aliento,algo no termina de cuajar,incluso teniéndolo todo,por eso me da más rabia todavía.
Igual que tu, llegué al cine con unas expectativas más que elevadas,pero bueno¿¿acaso no llevaba esas elevadas expectativas con otra película que vi el domingo y con la que salí encantada es poco??'
no digo el nombre,porque la quiero postear el próximo finde en Zinéfilas....así que me vas a permitir que sea un poco intrigante,aunque sea sólo por esta vez.
Besos,Alex.

GOLFA dijo...

¡Qué gozada de blog! ¡Y yo hasta ahora no lo conocía! Lo visitaré siempre que tenga tiempo.

Por cierto, Troyana, en la foto de tu perfil te pareces mucho a Julianne Moore. Supongo que ya te lo habrán dicho muchas veces.

Mil besitos ardientes te mando.

LU dijo...

Cronemberg es de esos directores a los que no acabo de cogerle el truco. Tengo muchas ganas de ver Spider, pero ésta en concreto no me seduce.

Me encanta Vigo Mortensen.

Seguramente la veré en casa en unos meses.

Biquiños

Troyana dijo...

Golfa,
gracias.
Ni qué decir tiene que la foto de perfil,no soy yo,es la mismísima Julianne Moore.
saludos!!!!

Troyana dijo...

Lu,
a mí el director sí me ha convencido con anterioridad,pero aquí no me ha llegado a apasionar.
Vigo Mortesen aquí queda bastante en segundo plano,se lucen más Michael Fassbender y Keira Knightley.He leído se la menciona como posible candidata a alguna sonora nominación en los oscars....¿¿eso pueden saberlo ya??
Ya me contarás,me gustaría mucho si la ves,conocer como siempre,tu opinión.
Biquiños

Sergio dijo...

El cine es una expresión artística y como tal cargada de sensaciones y distintas lecturas. Recomendar una película, como un libro o un disco, puede ser un gran desacierto hasta en las supuestas obras maestras, de las que se pueden llegar a escuchar réplicas sorprendentes.
Me ha gustado tu enfoque y me interesa la trama, aunque no mucho el personaje.

Me quedo también con esa frase final. "No pases por el oasis,sin detenerte a beber"... rotunda.

Troyana dijo...

Sergio,
en efecto,recomendar un libro,un disco,una peli,es un riesgo que se corre incluso con las supuestas obras maestras.Siempre digo que me en ocasiones me he quedado dormida ante incuestionables obras del séptimo arte y también profundamente conmovida y sacudida por películas calificadas como indegestas.Al final,lo que mueve los hilos de nuestro interés o nuestra motivación,es tan personal y subjetivo,que recomendar o descalificar no deja de ser una osadía,pero para mí es un placer compartir mi entusiasmo,aún sabiendo de entrada,que en principio es sólo mío y sin más pretensión....

Y sí,la frase final es rotunda y puede llegar a cuestionar en según qué casos muchos cimientos....

Bienvenido!

Zamarat dijo...

La vi ayer. Está claro que no es una película para pasar el rato sino para reflexionar. Es diferente. Me gustó bastante.
Abrazo!

Troyana dijo...

Zamarat,
sí es una película para reflexionar,estamos de acuerdo,pero....¿en algún momento te conmovió?
abrazo para ti!

LU dijo...

Con mucha técnica, buenos actores, una ambientación exquisita... Pero falla estrepitosamente a la hora de conectar con el espectador (conmigo, claro; es mi opinión.

Es plana, y a mí, sí que se me hizo un pelín larga, sin llegar al aburrimiento, pero casi. Observar pasivamente.

Dices que te produjo muchas más sensaciones después; pues a mi durante, me dio tiempo para divagar, y eso no es buena señal. También es cierto que el psicoanálisis me supera, y ni Freud, ni Jung despiertan apenas mi curiosidad.

Hace unos días, para seguir con Cronemberg, empecé eXistenZ, y no pude pasar de los primeros 30 minutos. En parte por la temática, demasiado para mí.

Definitivamente no acabo de encontrar una peli suya que me atrape.

TRoyaNa dijo...

Lu,
mira yo no me puse a divagar durante la peli pero casi.
Estoy de acuerdo con tu análisis,larga,plana,muy racional y yo al cine no le perdono que le falte "emoción".
A mí la tanto la figura de Freud como Jung me resultan muy interesantes,pero no la manera aquí de llevarlas al cine.
Faltó pulso,vibrante conexión con el espectador.
Biquiños

PULGACROFT dijo...

Troyana, es cierto que a veces no no apetece hacerle una entrada a alguna película que en principio prometía mucho y bien por decepcióno lo que sea se nos enfría el ánimo (si yo le hiciera una entrada a cada película que veo , estaría las 24 horas del día escribiendo, con 20 vale jajaja).
Pero luego a veces también pasa que es tal la decepción o la mala impresión que nos llevamos que el escribir un post, parece que relaja y todo jeje...
Así que bueno creo que está bien que hagamos críticas o reseñas buenas y malas (como yo digo: no se pensaría el director/a que le iba a encantar a todo el mundo no?), como se dijo anteriormente, porque luego también se contrastan puntos de vista, etc.
Pero bueno al grano (que a veces parece que tengo incontinencia teclil), que estoy yo también de acuerdo con tu reseña (de hecho ya ves que la mía me salió incluso en un tono un tanto irónico por la rabia que me dio el que la peli no me pudiera gustar más).
Para mí, insuficiente, muy buenos decorados, localizaciones, muy correctísimo todo en todos los sentidos, pero falto de "alma" como tú bien dices.
Esperemos a lo siguiente de Cronenberg a ver qué pasa...
;)

TRoyaNa dijo...

Pulgacroft,
personalmente,hace tiempo que he optado por escribir sólo de lo que disfruto.¿para qué contagiar a otros mi decepción o peor mi indiferencia?todas las opciones me parecen válidas,pero la mía,va en la línea de economizar esfuerzos y centrar mi atención únicamente en lo que me interesa.
Ya ves que de dogmática tengo poco,porque de vez en cuando,hago excepciones y me desdigo.
Al cine al general,no le perdono no tenga "alma",eso no quita que no aprecie otras cualidades,pero si no hay "emoción" sé que algo a mí personalmente no me va a terminar de cuajar.
En el caso de "Un método peligroso" muy correcto todo,pero tuve la sensación de estar ante una película que prometía mucho y se quedó a medio gas.
Aún con todo,le debo gratificantes conversaciones en la vida real,no es poco,por eso,al final,me animé a dedicarle este post.
saludos!