sábado, 24 de abril de 2010

Un hombre soltero



Tenía muchas ganas de ver "Un hombre soltero"(2009) del debutante Tom Ford, en principio porque Colin Firth fue nominado en los últimos Oscars, y eso me genera curiosidad, y después porque algún blog amigo(http://gatavagabunda.blogspot.com/),acrecentó con sus apuntes mi interés.

Tom Ford,diseñador y director de cine, nos conduce a la ciudad de los Los Ángeles en 1962 y nos cuenta la historia de George Falconer (Colin Firth), un profesor universitario británico de 52 años que lucha por sobreponerse a la brusca pérdida de su compañero sentimental Jim (Matthew Goode)quien ha fallecido en un accidente de automóvil.

La película, que transcurre en un día, se adentra en el paulatino derrumbamiento de George, quien a pesar de contar con el consuelo de su íntima amiga y antigua amante, Charley (Julianne Moore),una auténtica belleza de 48años quien también lucha por encontrar sentido a su vida, nada parece motivarle lo suficiente para seguir levantándose por las mañanas y enfrentarse a un nuevo día.



Ni siquiera él mismo se cree el discurso que transmite a sus alumnos hablándoles de Aldous Huxley, como aquel " San Manuel Bueno y Mártir "de Unamuno, que intentaba transmitir una fé que no tenía, George intenta que sus alumnos pierdan el miedo, abogando hipócritamente por vivir un presente que no soporta, al no ser capaz de superar la pérdida de la persona que amó durante 16 años.


Ni la presencia fugaz de otra belleza, esta vez masculina, materializada en el personaje español de Jon Kortajarena, un auténtico dios griego que lleva escrita la palabra tentación en la mirada, consigue despertarle las ganas de vivir y remontar una existencia que percibe pertenece ya a otro tiempo.


A modo quizá de último eslabón, aparece un joven estudiante, Kenny (Nicholas Hoult),quien quizá en busca de su propia identidad ,se acerca a George, intuyendo en él la necesidad de amistad y afinidad.


Tal vez,Kenny se trate de la última oportunidad de George para encontrar un motivo que le aferre a vivir, para no acabar él mismo con una rutina sumida en la desesperanza, la soledad la insuperable prueba del dolor mayor, aunque nadie sepa si su capacidad de resistencia ha llegado al límite, si no ha traspasado el umbral del sufrimiento o si en definitiva, no será demasiado tarde ya.

Me commueve profundamente que Colin Firth sea capaz de transmitir ese dolor y esa angustia únicamente con miradas, con gestos contenidos, con honda aflicción. Solo por la escena en la que le anuncian la muerte de Jim,y le informan que el funeral será sólo para la familia, merece la pena "un hombre soltero" más allá de la estética o los posibles paneles publicitarios que se podrían extraer de algunas planos.



Por otro lado, se advierte esa velada reflexión en torno a la hipocresía de la familia media americana, de sonrisa perfecta y conflictos para adentro, tal cual se apuntaba ya en "Revolutionary Road", lo pluscuamperfecto no existe, y esa imagen de familia feliz de impoluta máscara sonriente que esconde insatisfacción y frustración, aquí más bien se adivina que cae por su propio peso como también se veía en "American Beauty". Es muy gráfica la escena en la que George atraviesa la calle en coche y todo el desfile de vecinos intachablemente felices.



Salvando las distancias, me he acordado de "Brokeback mountain", de la impotencia ante la pérdida de esos amores prohibidos a los que se les priva incluso de manifestar en público su dolor. No olvidemos que "Un hombre soltero" está ambientada en 1962,tampoco ha pasado tanto tiempo.


Poco más. Rescato una cita sencilla que me ha recordado la oscuridad en la que vive George:
"Si estamos en un cuarto oscuro y decimos que no hay luz, es porque alguna vez hemos visto la luz. Algo parecido ocurre con la felicidad." (Swami Tilak, sanyarin o filósofo hindu.)

14 comentarios:

EvitaBlu dijo...

He esperado ver la película para venir hasta aquí y acabo de caer en la cuenta ahora que lo dices, de que todo el film transcurre en un solo día. A mí tambien me ha gustado mucho, el despliegue estético de un gusto exquisito más un argumento que reune como apuntas, algunos guiños de otras películas perfectamente solapados. La importancia en la mirada, el dolor ante la pérdida y ese marcharse elegantemente y en paz.

EvitaBlu dijo...

Jajaja, nos hemos cruzado.

troyana dijo...

Eva,nos hemos cruzado!entre otras cosas por la estética,sabía que te iba a gustar la película.
La historia aunque pueda parecer remota,me resulta todavía aplicable en muchos aspectos a nuestros días de cara a los amores que van contra las reglas(la clandestinidad,el rechazo cuando no,la indiferencia...etc)

Pero sin embargo,en mi opinión, el eje central del argumento es el enfrentamiento al dolor,a la perdida,a la soledad total.Imagino cuando se han compartido 16 años de tu vida con una persona,su brusca pérdida,ha de ser si no insuperable,una prueba enormemente dura de pasar.

Y George,lo hace con contención y elegancia.
bss

Vivian dijo...

Permíteme que en esta ocasión no lea la entrada por ahora, tengo pendiente ver la película y, en las películas que tengo especial interés prefiero verlas sin leer nada, eso sí, en cuanto la vea, regreso para leerte.

Sólo quería dejar constancia de mi paso y aprovechar para comentarte que “adoro” a Colin Firth, junto a George Clooney, los dos “hombres” de mi vida, cinéfilamente hablando ;)

Besos

troyana dijo...

Vivian,haces muy bien en postergar la lectura de esta entrada,a las pelis mejor ir como hojas en blanco.
Y a mí también me gustan ambos:Colin y George,por cierto,ambos rivales este año para el Oscar y al final ninguno de los dos se llevó el gato al agua,el oscar en este caso al mejor actor masculino fué para Jeff Bridges.
Ya me contarás a ver qué te parece "A single man",por aquí estaré.
Bss

calamarin dijo...

No se puede negar que para ser una primera película es un estupendo debut... Estéticamente creo que todos coincidimos es perfecta, pero a mí la historia no consiguió emocionarme nada y eso que era bastante emocionante pero... algo falla

jordicine dijo...

La tengo pendiente. Es la que me falta de los Oscar. A ver si encuentro un momento para verla y así veo si coincido contigo. Un beso, TROYANA.

troyana dijo...

Calamarin,
a mí hubo un par de escenas que me emocionaron,especialmente la escena en la que George recibe por teléfono,la noticia de la muerte de Jim.
Lo que no le perdono es el final,cabían tantos posibles desenlaces...
bienvenido
Jordi,
en cuanto la veas,me cuentas.
bss

Emily dijo...

ARA!!!!!!!!
Doncs vaig vore la peli. Primer, una mica massa esteticista.
Del final puc dir que era el que ell buscava, ja era un mort en vida en realitat.
L'escena que més m'ha agradat és quan ell veu un gosset dins un cotxe, de la mateixa raça que els gossets del seu company. El moment que el besa tancant els ulls, com si per un moment visqués una retorn al passat. Un moment intens.
I la impossible relació amb la seva veïna. Dos persones afins mentalment, però que mai es podran estimar com a parella.
S'ha de vore :)

troyana dijo...

Emily,
tens tota la raó,era el final que George buscava,però m´haguera agradat que s´haguera donat una altra oportunitat.
L ´escena del gos i de quan li besa,son molt emotives.D ´eixos flas-backs,n ´hi ha uns cuants i m´agraden molt.
La veÏna,m´encanta.La Julianne Moore,ademés de que està guapísima,fa un personatje clave,és el principal recolçament de George.I sí,és clar,que com a parella,la seua és una relació imposible.
A mí la peli m´agradat,és original i encara que cuida l´estetica,em pareix un retrat molt acertat del patiment per la perdua, de la desesperança,del dolor.
bss

Rita dijo...

Avui la vaig a veure, ja et diré què tal.

Per cert, he volgut consultar una ressenya teva i veig que no tens linkat el teu bloc anterior. Potser ho podries fer. Les teves ressenyes no es poden perdre així com així, són molt bones!
Petons, maca!

troyana dijo...

Rita,
ja em contaràs,a vore que et pareix.
Gràcies per la recomanació i gràcies per la teua valoració de les meues ressenyes,ara mateix ho faré.
Bessets per a tu!

Helene Hanff dijo...

Me ha encantado tu entrada, Troyana. Un beso

troyana dijo...

Helene Hanff,
muchas gracias.
Otro beso para ti!